No te diré que te echo de menos

Me he pasado toda la semana pensando en ti y mordiéndome la lengua y los dedos para no decírtelo. Para no decirte que te echo de menos, por si es cruel hacerlo. Porque no sé cómo te echo de menos. No sé qué echo de menos.

Pero lo hago.

Entiendo lo que me dijiste de tu parte racional y tu parte emocional. Lo entiendo demasiado bien para mis intereses. Por eso cuando voy a hablarte, me paro. Por eso no termino de arrancar.

Además tengo 29 años y me enorgullezco de ser buena persona. Por eso no te he escrito ya que te echo de menos, sin pensar en ti, sin pensar en lo que pueden provocar esas palabras en ti.

Pero te echo tanto de menos… jo.

Anuncios

[Lunes] 3 . abril . 2017. Sin categoría.

Dejar un comentario

Be the first to comment!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Trackback URI

A %d blogueros les gusta esto: